Arias y Buffa tomaron la determinación de presentar a la empresa en concurso de acreedores, el punto final de un proceso de vaciamiento y desmembramiento de SAER, que timoneó durante años un diario que fue líder en la provincia, pero que hoy repta entre la muerte por inanición y un oscuro salvataje por parte de un grupo económico cuya cara visible son los dueños del diario El Litoral, de Santa Fe, donde ahora se imprime.

Desarticulada la Redacción de El Diario -el 18 de mayo despidió a 57 trabajadores sin pagarles la indemnización de ley– , el otrora tradicional matutino paranaense continúa imprimiéndose aunque sin contar ya con página web, y timoneado por un personaje con oscuro prontuario en la Justicia: Germán Buffa, el vicepresidente de SAER; aparece como dueño de la firma Global Means SA, empresa que logró en 2011 lo imposible: accedió a un contrato de publicidad con el Estado provincial aún antes de existir como persona jurídica, ni tener siquiera número de CUIT.

Esa situación derivó en una denuncia penal por parte del diputado nacional (mandato cumplido) Jorge D´Agostino, e involucra al exgobernador Sergio Urribarri, a su exministro de Cultura y Comunicación, Pedro Báez, y al empresario Buffa. La causa en la que están los tres implicados, y ahora procesados, se abrió en 2013 tras una denuncia del diputado nacional (MC) radical Jorge D’ Agostino. Cuatro años después, en 2017, la fiscal Viviana Ferreyra los imputó y solicitó al juez de Transición que les tome declaración indagatoria. Primero la indagatoria se fijó en diciembre, pero los defensores lograron reprogramarla para este mes de febrero.

El juez de Transición Gustavo Maldonado, que el 1º de marzo último dictó el procesamiento del exgobernador y actual presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Urribarri, y de su exministro de Cultura y Comunicación y actual diputado Pedro Báez, pidió a la Cámara Baja el desafuero de ambos legisladores. Se trata del paso previo antes de llevarlos a juicio oral.

Los pedidos de desafuero ingresaron al recinto en la última sesión de la Cámara de Diputados, el martes 22 de mayo, y llevan la firma del juez de Transición N° 2, Gustavo Maldonado.

En su solicitud a la Cámara Baja, el magistrado informó a los legisladores que el 28 de febrero la Cámara de Juicios y Apelaciones confirmó el procesamiento de Urribarri y Báez por el otorgamiento irregular de publicidad oficial a la firma Global Means SA, cuyo presidente es Germán Buffa.

El procesamiento es una figura judicial que ya no existe: la causa que se le sigue a Urribarri por manejo irregular de la publicidad del Estado se tramita por el sistema penal antiguo, en la que el juez, y no el fiscal, es el que investiga. En el sistema actual, equivale a la petición del fiscal de remisión de la causa a juicio. Es considerado como un juicio de probabilidad delictiva.

Los pedidos de desafuero, sin embargo, no han sido tratados todavía por la Cámara de Diputados.

El procesamiento de los tres fue confirmado el 27 de marzo pasado por un tribunal conformado por los camaristas Gervasio Labriola, Alejandro Grippo y Gustavo Pimentel. Durante una audiencia “in voce” que tuvo lugar el 20 de abril, la fiscal Matilde Federik pidió la confirmación de ese procesamiento y fue al hueso de la cuestión no sólo al reafirmar lo que antes, y en otra causa, ha planteado el Ministerio Público Fiscal, respecto a que el empresario pizzero Germán Buffa es “testaferro” del exministro Báez, sino que aseguró que la empresa Global Means SA, que se benefició con una pauta de publicad oficial en 2011, es parte del patrimonio del diputado provincial.

Se trata de la empresa Global Means SA, del empresario Germán Buffa, quien a su vez maneja una franquicia en Paraná de Planeta Pizza, integra el directorio de Sociedad Anónima Entre Ríos (Saer) y está sindicado como ser “testaferro” del actual diputado Báez en una causa por enriquecimiento ilícito. Ante un tribunal conformado por los camaristas Gervasio Labriola, Gustavo Pimentel y Alejandro Grippo, los defensores Raúl Barrandeguy, Marcos Rodríguez Allende y Candelario Pérez (Urribarri) e Ignacio Díaz (Báez) pidieron el sobreseimiento de sus representados, o, en su defecto, que se dicte la falta de mérito.

Esa hipótesis le sirvió a la fiscal Federik para establecer cómo fue que Global Means SA haya podido acceder, aún sin haber sido constituida formalmente como empresa, a un contrato de publicidad con el Gobierno de Urribarri.

Buffa representa a la mayoría accionaria de El Diario en poder del empresario rosarino Ramiro Nieto, de sólidos lazos con el urribarrismo.

La otra parte de SAER está en manos de la familia Etchevehere, también con complicaciones en la Justicia. Se trata de una causa se investiga una denuncia por estafa formulada por la hermana de Luis Miguel Etchevehere, el ministro de Agroindustria de la Nación, Dolores Etchevehere. La causa N° 6.418, caratulada “Estafa. Denuncia de Dolores Etchevehere”, fue iniciada en 2011 y archivada al poco tiempo.

Dolores Etchevehere, hermana del ministro, convertida en querellante, apeló la medida, y un tribunal de alzada revocó el archivo de la investigación. La imputación al ministro y parte de su familia es, en principio, por el delito de estafa, aunque también se agrega el supuesto delito de vaciamiento de la empresa Sociedad Anónima Entre Ríos (SAER), la editora de El Diario, en la que la familia tiene el 40% del paquete accionario. El otro 60% está en manos del empresario rosarino ligado al urribarrismo Ramiro Nieto.

Fuente: Entre Ríos Ahora.
Medios de la provincia

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]