En julio de este año, el Instituto Magnasco de Gualeguaychú cumplió 120 años de una intensa actividad en la agenda cultural y educativa de la ciudad, realizando valiosos aportes y con un fuerte origen reivindicativo del rol de la mujer en la comunidad.

En el Salón Illia del Congreso Nacional, el senador Pedro Guastavino hizo entrega de la Distinción “Mención de Honor Senador Domingo Faustino Sarmiento” al Instituto Magnasco de Gualeguaychú. Se trata del más alto reconocimiento que otorga la Cámara Alta al trabajo de personas físicas o jurídicas que con su obra mejoran la calidad de vida de sus semejantes, de las instituciones y de sus comunidades.?

Asimismo, se les entrego un Diploma de Honor a los integrantes de la Comisión Directiva, haciendo una entrega representativa a la actual presidenta del Instituto Magnasco, Ines Heller de Grané, la Vicepresidenta 1°: Norma R. Martínez De Martinetti y Vicepresidenta 2°: Marta Silvia R. Alazard, ambas en ejercicio.

En la apertura del acto, el senador Guastavino expresó: “Solo basta con repasar los innumerables aportes a la comunidad de Gualeguaychú, de la cual me siento orgulloso de pertenecer y el origen del Instituto para claramente justificar la razón y la justicia en otorgar esta Mención de Honor, que es el más alto reconocimiento que entrega este Honorable Senado de la Nación”.

“Cuando uno repasa el origen del Instituto Magnasco con aquellas dos mujeres excepcionales como Camila Nievas y Luisa Bugnone y lo traspone a la realidad que vivimos hoy en cuanto a la lucha de las mujeres por sus derechos, para ser cada vez más escuchadas y empoderadas, realmente tenemos que reconocer que esas dos mujeres fueron iluminadas”, destaco Guastavino.
A continuación, Ines Heller de Grane, titular del Instituto expresó que: “En nombre de la Comisión Directiva del Instituto Magnasco quiero agradecer al Senado Nacional por esta mención de honor, otorgada por iniciativa del Senador Guastavino”.

"Camila Nievas y Luisa Bugnone, feministas tal vez sin pretenderlo, brindaron a las mujeres un espacio donde canalizar sus inquietudes, a través de la educación y la cultura. Osvaldo Magnasco gran benefactor del Instituto, hijo de Gualeguaychú, hombre de bien y destacado humanista, cifro también en la educación sus esperanzas de una Argentina mejor. El Magnasco fue cimiente y génesis de un proyecto transformador, por primera vez la comunidad de Gualeguaychú empezó a tener una oferta cultural”.

En su turno, la vicepresidenta 2° Marta Silvia R. Alazard declaró: “Es una gran emoción, quisiera resaltar que somos un equipo humano maravilloso que ponemos todo nuestro esfuerzo y voluntad para que las cosas salgan lo mejor posible. Para que nuestra generación demuestre a la juventud que cuando hay esfuerzo y ganas las cosas se logran”. Agradeció también a Guastavino diferentes gestiones como el gas natural para la biblioteca y el salón de actos y el arreglo del histórico piano Steinway en Buenos Aires.

Con conceptos del escritor Saramago, Norma R. Martínez De Martinetti, vicepresidenta 1° trazo un paralelo con las fundadoras del Instituto Magnasco, Camila Nievas y Luisa Bugnone: “Las mujeres tienen un secreto, una condición que ha perdurado por siglos y por milenios, cuando no están autorizadas a hablar, escuchan y cuando escuchan lo saben todo. Además, han logrado un echo de sabiduría, pueden distinguir lo verdadero de lo falso”. “Estas palabras de Saramago siempre las relacione con Camila Nievas y Luisa Bugnone, pero hoy creo que en honor a todas las comisiones directivas que han trancurrido e inclusive a la nuestra, también les cabe”.
Congreso Nacional Homenaje Cultura

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]