El proyecto de reforma electoral enviado por el gobernador Bordet a la legislatura lejos de pretender fortalecer a los partidos políticos, solo promueve modificaciones que los debilitan aún más. Tengamos en cuenta que los partidos políticos no solo pretenden representar a las mayorías, sino que también amplifican las necesidades y aspiraciones de las minorías y de los más desprotegidos.

Si bien muchos actores de la política apoyan las PASO, en mi juicio personal estas debilitan a los partidos políticos, dejando sin sentido la vida interna y la motivación de participar para llevar ideas, propuestas y candidatos surgidos de la propia organización.

Siempre queda la duda sobre la interpretación de constitucionalidad de este sistema de elecciones primarias, ya que se mete directamente en la vida interna de las organizaciones políticas y hace dudar sobre facultad que le otorga el Artículo 29 (CP) a las organizaciones cuando dice: "[...]Sólo a ellas compete postular candidatos para cargos públicos electivos. [...]", es decir que pertenece o incumbe a ellas y con este sistema de selección de candidatos que se incluye en el proyecto de Código Electoral, pierden esta facultad ya que la nominación de candidatos lo hace la voluntad popular del cuerpo electoral de la circunscripción y no los afiliados de la agrupación política.

Por otro lado atenta contra la igualdad de oportunidades entre el partido que gobierna y los de la oposición al no emitir una sola referencia a campañas publicitarias electorales. Según el Artículo 29 (CP) una ley debe establecer "[...]los límites de gastos y duración de las campañas publicitarias electorales. El gobierno, durante el desarrollo de éstas, no podrá realizar propaganda institucional que tienda a inducir el voto", resulta raro entender porque el Poder Ejecutivo desconoce y deja afuera este tema en la propuesta de reforma electoral. Limitar los gastos y duración de las campañas, y eliminar la propaganda institucional del gobierno permite igualar oportunidades sobre todo a los partidos políticos y candidatos con menores recursos, esto debiera estar incluido dentro de la Ley Electoral.

En otro orden, la propuesta del Poder Ejecutivo expresa en los Artículos 54, 55 y otros del proyecto de Código Electoral que se faculta al PE a fijar las fechas de las elecciones. Esto claramente colisiona con lo dispuesto en el Artículo 87 (CP) que pone las bases de prescripciones para la Ley Electoral y en el inciso 4° dice: "[...]Se deberá establecer la fecha de las elecciones provinciales. [...]", ésta frase pone luz sobre el tema y no deja duda que se debe fijar una fecha para las elecciones en la ley, la Constitución no autoriza para que se delegue esta facultad en el Poder Ejecutivo y menos considerar la movilidad de la fecha dentro de un espacio de tiempo determinado.

Entre Ríos necesita una ley electoral que esté al servicio de los entrerrianos, no del gobierno de turno, sin importar a qué partido representen.
Reforma Electoral

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]