El Concurso "Emprendedor de Año" está llegando a su fin y este martes en la Casa Rosada se conocerán a los 17 finalistas de la instancia 2018, entre los cuales está un diseño del copoblano, Maximiliano Panaino.

La selección de proyectos innovadores se hizo entre más de 104 trabajos de todo el país, respaldados por distintas organizaciones como Clubes de Emprendedores, Ciudades para Emprender, Aceleradoras, Incubadoras, Polos Tecnológicos, Clusters y otras instituciones de ésta índole.

El proyecto del gualeguaychuense Maximiliano Panaino es un UAV (vehículo aéreo no tripulado) en su formato avión con capacidad para volar de manera autónoma gracias al piloto automático y al GPS incorporado.
Entre Ríos presentó una media docena de proyectos para seleccionar el candidato a Emprendedor del Año, la Universidad Nacional de Concepción del Uruguay presentó tres propuestas por medio de su incubadora. En tanto, otras instituciones del país postularon a proyectos que están desarrollando y en total serán 17 los postulantes al premio.

Gualeguaychú estará representado esta semaan por el único entrerriano que llegó a la instancia final encarnado por un joven agrimensor de 35 años radicado en La Plata, Buenos Aires.

Maximiliano Panaino expresó a R2820 que "arranque con este proyecto hace ya cuatro años, fuí desarrollándolo y mejorando algunos aspectos hasta que me puse en contacto con la UCU y, gracias a ellos, a través de un préstamo del fondo Semilla del Ministerio de Producción de la Nación lo pude seguir desarrollando hasta el estado actual".
Para que Panaino y los 16 emprendedores sean elegidos se abrió una votación digital desde la web desafiospublicoso.gob.ar ir al link de Emprendedores del año y allí se se puede cliquear en el proyecto "vehículo aéreo no tripulado" que pertenece al gualeguaychense.

Maximiliano Panaino detalló que "se trata de un tipo de dron diferente a un cuadricóptero que tiene cuatro motores y despegan verticales. Esto es un dron porque es un aparato que vuela de manera autónoma al que se le programa una misión de vuelo, por ejemplo, relevar un campo productivo, va tomando fotografías a un determinado intervalo y luego esa información se procesa en software específicos para obtener distintos resultados como las curvas de nivel, el volúmen de una cantera, el estado de salud de un cultivo instalando una cámara expectral y otras aplicaciones".

Sin embargo, el emprendedor adelantó que "el desarrollo se está diversificando. Como agrimensor lo enfoqué a mi campo de la topografía, pero están apareciendo nuevos usos. Hace unos días firmamos un convenio con la EANA, que es el organismo que regula la aeronavegabilidad civil en el país, para formar a pilotos privados de drones en una escuela que podrán participar y ayudar en eventos de búsqueda y rescates durante un accidente aéreo como ocurrió el año pasado en el Delta".
Además, instanlando una cámara térmica se puede rastrear a una persona desaparecida en un radio amplio de terreno, transportar elementos a zonas inaccesibles y muchos usos más para este avión no tripulado autónomo.

La idea contó Maximiliano a R2820 nació de "mi pasión por la electrónica y por armar circuitos junto a una necesidad específica con drones que me plantearon en un trabajo. Surgió la inquietud, investigué para ver cómo funcionaban los drones y qué los componían hasta llegar hoy a crear un avión totalmente funcional y versátil para muchas tareas".
Tecnología Sociedad

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]