Lunes 30 de abril, desayunando en Café y Helados, como en casi todos mis viajes a su ciudad, a la que le entregó toda su pasión por el fútbol. Nuestro último encuentro, disfrutando del histórico ascenso de Juventud Urdinarrain, horas antes, frente a Unión Agrarios Cerrito...

Tuve el honor de acompañarlo en muchos momentos trascendentes de su vida dirigencial, desde aquellas reuniones casi secretas con Ramón Galotto para unificar el fútbol del sur de la provincia hasta el inolvidable festejo por los 100 años de la Liga Departamental.

Un dirigente único, con errores y defectos, como todos, pero con una visión incomparable que le permitió siempre estar un paso adelante del resto.
Se enfrentó a los poderosos y no le tembló la voz para expresar y defender sus ideas ante los máximos dirigentes del fútbol del interior.

Hemos perdido una pieza difícil de reemplazar para el fútbol argentino, justo en estos tiempos de tantos "mamarrachos" que deambulan por el ambiente...

Descansa en paz Abel Martínez Garbino, tu obra será cuidada por aquellos que aprendieron de tu sabiduría...
Abel Martínez Garbino

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]