El efector público es el referente de la salud y estableció desde febrero pasado un protocolo interno que ya está aplicando de manera completa a causa de la detección de un primer paciente positivo en la ciudad.

Hay tres triage o clasificación de pacientes para su atención de acuerdo a los razonamientos clínicos de los profesionales.

Ese protocolo estableció un primer triage que está funcionando, de lunes a viernes, en la Unidad Bicentenario, en el ingreso de los pabellones de Admisión y Consultorios Externos donde a cada persona se lo indaga sobre qué síntomas lo traen a una consulta y su nexo epidemiológico, por ejemplo, sobre si tuvo viajes al exterior o contacto con el paciente confirmado en la ciudad.

Si hay alguna manifestación gripal o febril, el paciente es conducido a la Guardia. De hecho se restringieron las atenciones en Consultorios Externos y la sala de espera se trasladó al Hall de acceso y hasta en el lateral externo del Bicentenario.
El operativo mayor está sobre Pasteur 50, en el ingreso al Centenario. El personal de enfermería y seguridad son los responsables del segundo triage y controlan a los pacientes que llegaron o estuvieron en contactos con países de circulación o nexo epidemiológico como Chile, Brasil, Estados Unidos, Europa o Asia.

Si el paciente está sin síntomas se le explica que debe hacer un aislamiento de 15 días en su hogar y mantenerse en comunicación con el Servicio de Emergencias 107.

Pero en caso de detectar en la persona tos seca, fiebre, dolor de garganta o dificultad respiratoria aunque no haya tenido nexo epidemiológico lo derivan a la Guardia del Centenario para una atención normal.

Un tercer caso, sería una persona con síntomas de enfermedades respiratorias y que haya llegado hace poco de un país de riesgo. Ese paciente es considerado sospechoso y tendrá un tratamiento especial. Desde el puesto sanitario ambulatorio de la puerta de Pasteur se dará el alerta a la Guardia y por el exterior del nosocomio se lo conducirá a la una sala de aislamiento en la Guardia.

Un médico y personal de Enfermería se vestirán como indica el protocolo para hacer el registro de signos vitales, de temperatura o presión. Por su parte, si el criterio epidemiológico está acorde el médico concretará la toma de muestras a través de un hisopado.

Esa prueba llegará al Nodo Epidemiológico Departamental y desde allí, con la documentación respaldatoria, se remitirá al área de Vigilancia provincial, en Paraná, para luego ser trasladado al Malbrán en Buenos Aires cuya tardanza en confirmar o descartar el caso de Coronavirus puede variar de 48 a 72 horas de acuerdo a la demanda en el país. El paciente pude ser internado para los análisis complementarios y el tratamiento médico hasta que lleguen los resultados.

El tercer triage estará en la propia sala de Guardia donde se hará un nuevo control a los pacientes, en caso, de ser necesario. Otro punto de ingreso de personas son los traslados desde el Servicio de Emergencias Prehospitalarias 107 que se conducirá con el circuito de atención en Guardia.

El 107 reforzó la atención con dos operadores y choferes porque allí mediante los llamados recibidos se evacúan todas las dudas, se hace el seguimiento de casos en vigilancia y se brinda atención asistencial. En tanto en los Servicios se extremaron las medidas de higiene y se restringieron en lo máximo posible las visitas a internados.
Coronavirus Sociedad Hospital Centenario
Suscribirse a nuestro newsletter
Y manténgase siempre bien informado.

¡Suscripción exitosa!

Gracias por elegirnos para informarte.

Lo sentimos, se ha producido un error inesperado

Por favor intente nuevamente

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]