La trilla de los cuadros más adelantados de soja de primera sobre la zona centro del país comenzó durante la última semana con rindes variables.

Los primeros resultados entregaron rindes con una alta variabilidad, acorde a la distribución de las lluvias durante gran parte del ciclo del cultivo.

"Los primeros rindes de soja varían entre 1.500 y 4.000 kilos por hectárea en el centro del área agrícola", consignó el jefe de Estimaciones de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, Esteban Copati.

Según el Panorama Agrícola Semanal (PAS) de la entidad, se espera que a lo largo de las próximas semanas las labores de cosecha cobren mayor fluidez, mejorando los estimados de rindes regionales y permitiendo confirmar los rendimientos esperados a la fecha que superen los 4 mil kilos por hectárea.

En paralelo, mejora la condición de humedad sobre importantes sectores del norte del área agrícola, siendo el NEA la región más favorecida, donde se prevé que tenga impacto sobre los cuadros tardíos de soja de segunda.

"A la fecha, el 45 por ciento de la superficie de soja implantada en la región se encuentra iniciando su llenado de grano (R5)", dijo el PAS. Por otro lado, la recolección de maíz con destino grano comercial continua en el centro y sur del área agrícola nacional.

Las labores cubren el 7 por ciento del área apta, luego de relevarse un avance intersemanal de apenas 1,1 puntos porcentuales.

En tanto, las lluvias registradas durante marzo mejoran las reservas hídricas de los lotes tardíos, pero demoran la cosecha de los planteos tempranos de maíz con destino grano comercial.

Los rindes relevados se mantienen por debajo de las expectativas de principios de la campaña 2020-2021.

"Frente a este panorama, mantenemos la proyección de producción de 45 millones de toneladas, 6,5 millones menos que las estimadas el ciclo previo ya que la producción 2019-2020 alcanzó los 51,5 millones de toneladas", añadió el Panorama.

Luego de un progreso intersemanal de 9,6 puntos porcentuales, ya se alcanzó recolectar el 74 por ciento del área apta de girasol.

Los registros de lluvias de las últimas semanas desaceleraron el ritmo de recolección, pero se espera que en los próximos días culmine el paso del frente de tormenta y se retomen las labores.

En cuanto a los rindes del girasol, el promedio nacional se mantiene en 2140 kilos por hectárea, sostenido fundamentalmente por los buenos resultados sobre el Norte de La Pampa-Oeste de Buenos Aires, que compensan las mermas de otras zonas del sur del área agrícola.
La proyección de producción se mantiene en 2,7 millones de toneladas.

Fuente: Noticias Argentinas
Cosecha 2021
Suscribirse a nuestro newsletter
Y manténgase siempre bien informado.

¡Suscripción exitosa!

Gracias por elegirnos para informarte.

Lo sentimos, se ha producido un error inesperado

Por favor intente nuevamente

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]