Todo ocurrió minutos antes del mediodía de este miércoles. En la aeronave era trasladada una nena de 11 años, que debía ser intervenida en Buenos Aires. En pleno vuelo se despertó y en ese estado no podía llegar a destino.

Una situación donde los segundos cuentan y los protocolos quedan obsoletos se vivió entre las 11 y las 12 horas de este miércoles, en Concordia.

Un llamado de emergencia fue recepcionado por las autoridades del aeródromo local. El piloto de un avión sanitario pedía de urgencia una medicación en especial, dado que trasladaba a una nena de 11 años, que debía ser operada en Buenos Aires.
Salvar una vida
La doctora María de los Ángeles Petit, asesora institucional del municipio, contó en declaraciones radiales que “nosotros, desde el área, trabajamos en coordinación con el aeropuerto porque se viene gestionando su proyecto de ampliación”.

Fue así que, minutos después de las 11 horas de este miércoles, “el administrador del Aeropuerto, Gabriel Di Lauro, llega a la oficina y nos cuenta de esta emergencia, con un problema gravísimo, donde el pedido de aterrizaje era para un período de 15 minutos”.

No sólo había que habilitar el arribo de la aeronave sino también “conseguir la medicación, por lo que pensamos en la gente del hospital Masvernat”. A través de “Leticia Ponzinibio, la esposa del intendente y el director del nosocomio, el doctor Ragone”, se pudo aceitar todo y “la verdad que fue una aventura, en el que el propio Di Lauro se tuvo que ir al hospital para acercar la medicación”, contó Petit.
El caso
La niña de 11 años era trasladada desde el hospital Juan Pablo II, de Corrientes, hacia el hospital Gutiérrez, de Buenos Aires.

En el medio del viaje, la menor presentó hemorragias que pusieron en riesgo su vida. Allí, unos 20 minutos antes de llegar a Concordia se despertó -a pesar de haber sido sedada– y eso hizo que entrara en pánico, queriéndose arrancar la asistencia respiratoria que se le había dado en la aeronave.

En concreto, desde el Masvernat se pudieron brindar cinco ampollas de Lorazepam, que fueron distribuidas entre el trayecto Concordia – San Fernando (Buenos Aires).

La niña, a los 3 años ya había sido intervenida quirúrgicamente en el hospital Gutiérrez, por un tumor en la zona hepática y es considerada una paciente de alto riesgo. Hace algunas semanas había presentado un desmejoramiento de su cuadro, por un sangrado recurrente en el esófago.

Por esto, la urgencia de la intervención y la necesidad de no desviarse del trayecto establecido para su nueva operación. Afortunadamente, llegó a destino y se encontraba lista para entrar a quirófano.
El aeropuerto
Por último, la doctora Petit, ya por fuera de la urgencia, reflexionó acerca de lo importante de contar con un “aeropuerto como el que tenemos en Concordia, el único habilitado en la zona comprendida desde Buenos Aires hasta el norte de Misiones”.

“A veces se cree que es algo para empresarios o solo para vuelos comerciales, pero este tipo de casos –o en las ablaciones- sirve para dimensionar su importancia porque es la infraestructura que necesitamos para salvar vidas”, puntualizó.

Fuente: Diario Río Uruguay
Asistencia en Emergencia Sociedad
Suscribite a nuestro newsletter
Y manténgase siempre bien informado.

¡Suscripción exitosa!

Gracias por elegirnos para informarte.

Lo sentimos, se ha producido un error inesperado

Por favor intente nuevamente

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]