El Observatorio de las Violencias de Género “Ahora Que Sí Nos Ven” informó que en octubre se registraron 25 femicidios en el país, cifra que asciende a 275 al contabilizar los crímenes por violencia machista cometidos entre el 1º de enero y el 31 de octubre de este año. Esto significa que en Argentina se comete un femicidio cada 26 horas.

Este informe señala también que en Entre Ríos hubo 8 femicidios.

Indica que el 84% de estos asesinatos fueron cometidos por hombres del círculo íntimo y de conocidos de las víctimas, y que al menos 174 niños y niñas perdieron a sus madres por esta causa.

“El gobierno de Mauricio Macri concluye su mandato con más de 1198 femicidios en su haber”, cuestionó que la presidenta del Observatorio, Raquel Vivanco. Dijo que “estas cifras dan cuenta de la falta de voluntad política asumida por el gobierno de Cambiemos para prevenir, sancionar y erradicar la violencia machista en la Argentina”. En el mismo sentido agregó: “El Estado tiene una gran deuda con las mujeres y disidencias, apostamos a que el nuevo gobierno se comprometa en la lucha por la erradicación de la violencia sexista en nuestro país”.
Informe de Mumalá
El informe de “Ahora que sí nos ven” no diferencia los transfemicidios, algo que sí realiza el Observatorio Mumalá "Mujeres, Disidencias, Derechos", que registró 6 trans/travesticidios en lo que va de 2019.

Según los datos recogidos por Mumalá, una mujer es asesinada cada 32 horas en Argentina como consecuencia de la violencia machista. Del 1º de enero al 31 de octubre hubo 226 femicidios confirmados y 38 muertes en proceso de investigación, que aguardan autopsia y peritajes. Esto significa un femicidios cada 32 horas.

De ese total, 192 víctimas fueron mujeres y hubo 28 femicidios vinculados. Indica también que 195 niños, niñas y adolescentes se quedaron sin madre por esta causa.

Otro dato es que el 94% de los femicidas eran del círculo íntimo y de conocidos de la víctima; y que el 62% de los femicidios fueron cometidos en la vivienda de la víctima.

El 18% de las víctimas había denunciado a su agresor previamente, el 9% tenía restricción de contacto o perimetral, y el 2% botón antipánico.

Respecto a los agresores, el 20% se suicidó y el 5% lo intentó. El 5 % de los femicidas está prófugo, y el 7% pertenecía a alguna fuerza de seguridad.

“Exigimos al Estado Nacional la declaración de Emergencia Nacional en Violencia de Género”, reclamaron las integrantes de Mumalá (Mujeres de la Matria Latinoamericana), organización feminista del Movimiento Libres del Sur. “Necesitamos medidas urgentes, concretas y efectivas para la prevención, asistencia y erradicación de las violencias contra las mujeres e identidades disidentes”, subrayaron además.

Luego señalaron que “en el gobierno de Mauricio Macri no solo estuvieron ausentes presupuestos acordes a la dimensión de la problemática en las áreas específicas, sino que achicando el Estado y aumentando los índices de pobreza se profundizaron las desigualdades de las mujeres y del colectivo diverso disidente”.

“Esperamos que el próximo gobierno otorgue prioridad a la lucha contra la violencia machista con recursos integrales, efectivos y sistemáticos”, finalizaron.
Cuestionan la ausencia de datos oficiales
Se observan diferencias considerables entre los datos proporcionados por los informes de las dos organizaciones. Por ejemplo, “Ahora que sí nos ven” marca 275 feminicidios en lo que va del año, que representa uno cada 26 horas; mientras que Mumalá registra 226 feminicidios, es decir uno cada 32 horas. Esto se debe fundamentalmente a la ausencia de datos oficiales.

“Los dos relevamientos tienen diferencias, incluso un margen de error que es alto, porque estamos obligadas a hacer estadística con datos que no son oficiales, porque el Estado no se preocupa ni se ocupa en brindar herramientas que podrían incidir directamente en la prevención y la erradicación de las violencias hacia las mujeres y las disidencias sexuales”, remarcó al respecto Jorgelina Londero, activista feminista integrante de la Asamblea de Mujeres, lesbianas, travestis y trans de Paraná.

En declaraciones a APFDigital remarcó: “Después de muchos años logramos organizarnos y la única manera que tenemos de difundir estas terribles estadísticas es a través del relevamiento de los medios de comunicación, dado que el Estado no está desarrollando esta tarea”.

Subrayó además que “la estadística es muy necesaria, no sólo porque nos permite cuantificar un fenómeno de odio hacia las mujeres y las disidencias sexuales, sino porque nos permite saber quién era la víctima de feminicidio, si había hecho denuncias, cómo era su vida, qué le pasaba en su vida. Es importante recuperar el relato de ese cuerpo que es víctima”, remarcó.

Tras aseverar que “es una deuda de la democracia que en la actualidad haya tantas mujeres víctimas de violencia”, Londero cuestionó la falta de estadísticas oficiales: “Que no haya estadísticas significa que –más allá de los avances legislativos, que son conquistas nuestras, no del Estado– el Estado sigue siendo altamente machista, altamente patriarcal, nos odia, nos invisibiliza y no nos permite practicar el pleno ejercicio de nuestros derechos”, finalizó.

FUENTE: APF DIGITAL
Violencia de Género
Suscribite a nuestro newsletter
Y manténgase siempre bien informado.

¡Suscripción exitosa!

Gracias por elegirnos para informarte.

Lo sentimos, se ha producido un error inesperado

Por favor intente nuevamente

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]