Si bien aclaró que desconoce la letra fina del decreto y que sólo accedió a las publicaciones de los medios de comunicación. Garzia destacó que el Gobierno tomó aportes realizados por el INTA.

“La institución fue requerida especialmente para la redacción de este decreto y, en función de ello, realizó aportes de información dura, antecedentes, ensayos, conclusiones científicas que -por lo que vemos- se encuentra plasmada en la norma”, indicó.

Uno de los aportes estuvo vinculado a las restricciones de algunos productos en función de las distancias, sostuvo.

Uno de los aspectos que destacó Ricardo Garzia es que “el Estado tiene un mayor rol de control, al menos en la letra del decreto, después a ese rol hay que darle presupuesto”.

“Vemos que ahora se propone un reempadronamiento de las máquinas fumigadoras, unidades de centinela para controlar las aplicaciones y otro tipo de cuestiones que implican que el Estado estará mucho más involucrado que antes”, resaltó.

Otra de las cuestiones en las que hizo hincapié es que “se comience a realizar una suerte de control en forma remota de las máquinas, lo cual es efectivo y a su vez ahorrativo”.

En este marco, el directivo del INTA consideró que este decreto “va en camino de aflojar un poco la tensión social que hay en torno a la mala praxis de los productos” y aseguró que este decreto es “mucho más viable” que el anterior porque no se centra solo en el tema de las distancias.

En tal sentido, sostuvo que “está técnicamente comprobado que una fumigación aérea no tiene más deriva que una terrestre”.

“Se castiga al aplicador aéreo que, por experiencia propia, es el aplicador más meticuloso y que más cuida las cuestiones climáticas y ambientales”, aseveró, al tiempo que enfatizó: “Nos parece que tiene que ver más con una cuestión de percepción social esto de pegarle más al aviador que al que hace una aplicación terrestre”.

Consultado por esta Agencia sobre las posibles críticas que realizarán los sectores ambientalistas, Garzia manifestó: “Esta discusión tiene que estar en el plano científico, no ideológico. Es necesario discutir el impacto ambiental, pero desde una base científica”.

Fuente: APF.
Control de plaguicidas

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]