El ex intendente de Gualeguay, Luis Erro, es uno de los 92 procesados por el juez federal Claudio Bonadío en la causa que investiga una malversación de las arcas del Tesoro entre 2013 y 2015 para que distintas municipalidades llevaran adelante tratamientos de residuos sólidos urbanos.

El gualeyo dijo estar “tranquilo” y adelantó que apelará el auto de procesamiento, para lo cual tiene un plazo de 72 horas.

El dirigente justicialista no se mostró sorprendido por la decisión del magistrado, ya que habló de una “causa política”: “En este caso todo está probado y por eso vamos a apelar ante la Cámara y estamos tranquilos. Sabíamos que nos iba a procesar, por quién se trataba y cómo se tratan estas causas, incluso lo hablamos con Juan Carlos Kloss (el intendente de Hasenkamp a quien también alcanzó la decisión de Bonadío), esto iba a suceder igual, así nos presentáramos y dijéramos lo que dijéramos”, aseguró, tras señalar que se había abstenido en esta instancia de declarar ante Bonadío.

La compra de una retroexcavadora por parte del municipio con fondos nacionales y que costó un 40 por ciento más de lo presupuestado por la evolución del dólar, según explicó Erro, y que formaba parte de un proyecto que no se llegó a concluir por no haberse enviado el dinero restante por parte de Nación, es lo que está en la mira de la Justicia en el caso de Gualeguay.

Poco después de conocerse la decisión del magistrado federal, el ex intendente gualeyo hizo declaraciones sobre cómo tomó esta noticia, y detalló qué es lo que se investiga en su caso.

“Nosotros hicimos un convenio con Medio Ambiente en el cual nos otorgaron 1 millón 400 mil pesos para comprar una máquina retroexcavadora John Deere, que lo dijimos en el proyecto. La máquina la valuamos en un millón de pesos en enero de 2013, y la plata nos llegó en febrero de 2014. Exactamente el 40 por ciento más costó la máquina, por eso la licitación terminó saliendo por 1 millón 400 mil pesos. Se hizo todo como corresponde, licitación pública, se presentó la empresa, hasta vinieron desde Buenos Aires desde la parte judicial y comprobaron que la máquina estaba trabajando en el basural, porque para eso la compramos”, detalló en declaraciones radiales.

En ese orden, continuó: “El juez Bonadío nos reclamaba la terminación del proyecto, que para terminarlo teníamos que recibir el otro 50 por ciento que nunca fueron recibidos”, aseguró. “Nosotros rendimos cuentas que fueron aprobadas en la Nación, y después de tener todo aprobado reclamamos sendas veces para obtener el rembolso del 50 por ciento, y nunca lo obtuvimos, para comprar las membranas y otros implementos para completar el proyecto que había sido presentado a Nación”.

“Vamos a apelar el auto de procesamiento y ahí sí vamos a explicar en la Cámara los fundamentos. Lo único que hay que presentar es cuánto estaba la máquina en dólares, tiene exactamente el mismo precio, y el dólar sufrió en un año y un mes un incremento del 40 por ciento, exactamente del 37-38 por ciento”, sostuvo.

De esta forma, si bien el valor de la máquina en moneda extranjera seguía siendo el mismo, el incremento de la divisa impactó en el precio en pesos de la retroexcavadora comprada, redondeó. “Creo que en ese aspecto no vamos a tener ningún inconveniente, porque incluso fue comprado para el mismo objeto que se propuso bajo licitación, bajo consejo de obra pública, bajo dictamen de los abogados. No hay ninguna razón para procesar o dudar del uso de estos fondos públicos”, enfatizó.

Sobre el proyecto presentado a Nación para recibir los fondos, agregó: “Era un proyecto por 2 millones 800 mil pesos. Nos entregan 1 millón 400 mil. La máquina estaba valuada en un millón de pesos en enero de 2013, esto se busca por el índice inflacionario. Tenía un precio en dólares, que lo mantuvo, pero valía el 40 por ciento más al año y un mes que fue comprada la máquina, que está trabajando actualmente en el basural”.

Seguidamente, remarcó que en este caso: “No hubo ninguna desviación del objeto. Porque entre los 92 casos (de los dirigentes procesados), no me consta, pero dice `una desviación del objeto´. En este caso no hubo nada y está todo comprobado por ellos mismos; lo único que no está comprobado y objetan en este caso es el precio de la máquina, que enseguida se saca si uno se fija en la evolución del dólar del 2013 al 2014”. “El resto quedó inconcluso porque no lo recibimos” al dinero que faltaba, insistió. El proyecto incluía, además, “hacer una especie de garita, y que se hizo igual con fondos municipales y que después se incendió, porque sí o sí teníamos que cuidar la máquina” y una membrana.

“Esta era una causa más que nada política, y más del juez que viene”, analizó Erro, y observó: “De los 92 intendentes tengo entendido que más de la mitad se presentaron y justificaron lo que hicieron pero, sin embargo, fueron procesados igual. Es como un procesamiento en masa y justo en un momento medio clave. Juan Carlos Kloss, por ejemplo, también fue procesado”.

“En este caso todo está probado y por eso vamos a apelar y estamos tranquilos. Sabíamos que nos iba a procesar, por quién se trataba y cómo se tratan estas causas. Incluso lo hablamos con Juan Carlos Kloss, esto iba a suceder igual así nos presentáramos y dijéramos lo que dijéramos”, afirmó.

“Pero esto creo que se va a aclarar tranquilamente en la Cámara, entiendo que muchos de esos procesamientos, la mayoría, no va a caminar. Por el nuestro estoy totalmente tranquilo y convencido de lo que hicimos. Nos abstuvimos (en esta instancia) y vamos a ofrecer todo en la Cámara, que nos parece más racional”, consideró.

Fuente: APFDigital
Gualeguay Investigación Judicial Justicia Federal

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]