A partir de un convenio de colaboración entre los dos hospitales de mayor complejidad en la provincia, pacientes menores de 15 años sin obra social, que hasta el momento debían recurrir a instituciones privadas por tratamientos de hemodiálisis, podrán realizarlos en el hospital San Martín de Paraná.

Los hospitales materno infantil San Roque y San Martín, ambos de Paraná, firmaron un convenio de colaboración para brindar tratamientos de hemodiálisis a adolescentes y niños menores de 15 años en el nosocomio destinado a la atención de adultos. El acuerdo fue ratificado mediante Resolución N° 2979 por el Ministerio de Salud de Entre Ríos, y refrendado por los directores de ambos nosocomios.

La iniciativa se desprende de la necesidad de efectuar esas prácticas a los pacientes con indicación que, hasta el momento, debían trasladarse a instituciones sanitarias privadas, incluso fuera de la provincia, teniendo en cuenta que en el San Roque no existe el equipamiento necesario para realizar hemodiálisis.

Cabe citar que la hemodiálisis es un tratamiento para filtrar la sangre del paciente mediante una máquina externa. Habitualmente, se hace unas tres veces por semana en un centro de diálisis y cada sesión suele durar de tres a cuatro horas.
Sobre el convenio
Esta instancia fija las bases para coordinar los mecanismos administrativos correspondientes, así como la provisión de insumos y la coordinación del recurso humano, y es una estrategia para aprovechar al máximo las potencialidades de ambas instituciones, priorizando la atención pediátrica.

En este sentido, cada una de las instituciones aportará recursos humanos necesarios para las prácticas, haciendo hincapié en que se precisa personal de enfermería y médicos pediatras. De esta manera, el hospital San Roque proveerá de un profesional especialista en la atención de la salud infantil para que acompañe y asista al paciente durante el traslado, al momento del tratamiento y en el retorno al efector.

En tanto, el servicio de Enfermería que acompañará, asistirá y controlará al paciente derivado, será el que disponga el Servicio de Hemodiálisis del San Martín de acuerdo a la planificación.

Cuando el paciente, por razones sanitarias, institucionales y/o terapéuticas no pueda ser trasladado para la diálisis, según criterio del médico tratante, se evaluará la posibilidad de que el recurso humano y el equipo técnico del nosocomio de mayor complejidad realice la práctica en el establecimiento pediátrico, transportando el equipamiento necesario. En todos los casos, la colocación de catéteres será realizado en el hospital de niños.

Cada sesión de diálisis requiere, además de aparatología específica, elementos tales como: filtros, tubos, agujas o catéter y medicamentos. En algunos casos, los que se utilizan para los adultos no sirven para los niños, por lo que el San Roque tendrá a su cargo la adquisición y provisión de esos materiales. En el caso de los filtros, no se utilizan sólo para una intervención, sino que pueden ser reutilizados, para lo cual se hace necesario el lavado.

Cabe destacar que la necesidad de celebrar este convenio surge a partir de lo dispuesto en la Resolución N° 2088/91, que dispone el límite de atención por edades en los distintos nosocomios, expresando que los menores de 15 años recibirán atención en el San Roque por ser una institución pediátrica, y sólo después de esa edad deberán requerir atención médica en establecimientos para adultos.
Salud

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]