La Justicia de Gualeguaychú condenó a un hombre de 39 años, sin antecedentes, a la pena de 1 año y 6 meses de prisión de ejecución condicional por los delitos de lesiones leves agravadas por el vínculo y violencia de género, amenazas simples y desobediencia judicial.

El acusado admitió su responsabilidad en los hechos imputados ante el juez Ignacio Telenta, las partes renunciaron a los plazos de impugnación y la sentencia quedó firme.

Se lo acusa por un hecho del 16 de enero pasado cuando agredió a su esposa y víctima delante de sus hijos menores y la amenazó reiteradamente de muerte. La mujer logró huir hacia la casa de una vecina donde se refugió hasta que llegó la policía y lo aprehendió.

En tanto, el hombre desobedeció la orden de exclusión del hogar y la prohibición que ejerciera actos molestos y perturbadores en perjuicio de su esposa, incluso por teléfono o por redes sociales.

Es importante resaltar que por estos hechos, el juez que antes intervenía en la causa (Dr. Tobías Podestá) había beneficiado al imputado con la probation. Pero la Fiscalía apeló y el Tribunal de Apelaciones de Gualeguay le dio la razón y anuló esa decisión. Contra este fallo de Gualeguay la defensa interpuso recurso de casación; pero el Tribunal no se lo concedió.

Como último recurso, fue directamente en queja ante la Sala II de Casación (Concordia), la cual declaró "inadmisible" su presentación. Devueltas las actuaciones a Gualeguaychú, el Dr. Podestá se excusó de continuar interviniendo en la causa y la fiscal Carolina Costa presentó el requerimiento de elevación a juicio.

Otro aspecto importante por destacar es el trabajo de contención que han hecho tanto las profesionales del CIC (Centro Integrador Comunitario) de Médanos como el Área de Género de la Municipalidad. El CIC en su momento había informado la gran vulnerabilidad social y psíquica de la víctima, por haber vivenciado durante muchos años distintos tipos de violencia: física, sexual, psicológica y económica. Ese informe fue vital para que la fiscalía se opusiera a la probation.

Al presente, la víctima logró organizarse a nivel familiar; y está logrando salir adelante económicamente gracias al programa nacional "Potenciar Trabajo".

Mientras tanto, el condenado deberá cumplir reglas de conducta por 2 años y 6 meses, fijar residencia, no consumir estupefacientes y de abusar del consumo de bebidas alcohólicas y realizar un tratamiento psicológico destinado a atender problemas conductuales. Tampoco podrá ejercer actos que atenten contra la integridad física o psíquica de la víctima.
Judiciales
Suscribirse a nuestro newsletter
Y manténgase siempre bien informado.

¡Suscripción exitosa!

Gracias por elegirnos para informarte.

Lo sentimos, se ha producido un error inesperado

Por favor intente nuevamente

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]