Su visión a la hora de observar SPC, lo transformó en uno de los más exitosos propietarios de la década, sumando a su stud El Mago a dos ejemplares que brillaron en uno de los principales circos hípicos del país.

Be Wise y Thom han sido dos aciertos de Pelayo, a los cuales confió a Gerardo Alteño su cuidado y vaya que ambos respondieron, ganando varias veces en Buenos Aires.

El 26 de marzo, en el césped de San Isidro, gana su primera carrera con la monta del brasileño Francisco Fernandes Goncalves, en 1’36”7/10 para los 1.600 metros.

Por entonces, su cuidador era Agustín Pavlovsky y, después de su primer éxito corre otras tres sin demasiada fortuna.

Se le detecta un problema en su garganta y los propietarios deciden no operarlo y traerlo a descansar al campo de Edgardo Traba, en Ceibas y ponerlo a la venta.

Enterado Eduardo Martín Pelayo, no dudó y viajó a la vecina localidad, cerrando un negocio en sociedad con Gerardo Alteño que –por entonces- era una apuesta incierta.

Con el asesoramiento del “Indio” Espinoza, veterinario jefe de cirugías en San Isidro, deciden la operación del alazán en septiembre de ese año, después de lo cual lo trae al stud El Mago, donde comienza a cuidarlo Alteño.

Luego de un año, Be Wise regresa al Hipódromo de San Isidro, sorprendiendo al mundo turfístico, esta vez en la arena.

El 30 de agosto de 2017 se impone en el premio “The Fog”, sobre 1.400 metros bajo la conducción de Orlando Pehuén Roncoli, pagando $5,05.

El 20 de septiembre, vuelve a ganar sobre la misma distancia el premio “Fast Emperor 2009”, con la monta de Edgardo Patriarca, con un sport de $2,50.

Dos días después, deja boquiabiertos a muchos, al ganar la tercera consecutiva, esta vez sobre 1.800 metros, premio “El Garufa 2008”, con Matías Jonatan Medina en la montura y un dividendo de $4,35.

Tras la victoria, la Comisión de Carreras de San Isidro lo distingue con El Trébol, premio que recibe todo aquel SPC ganador de 3 carreras (Condicionales o Hándicaps) en el Hipódromo de San Isidro en el año calendario y se le abona un 50% más del premio de la tercera carrera ganada.

Si bien es cierto que han sido varios los caballos ganadores de tres carreras en el año, el logro de Be Wise es récord por haberlo alcanzado en sólo 23 días…

Su historial no quedó allí, pues el 11 de octubre corre sobre 2.400 metros el “Clásico Calidoscopio” y, cumpliendo una extraordinaria actuación, termina segundo detrás de Calcolatore, ejemplar que días más tarde se adjudicaría el Gran Premio “Dardo Rocha”, en el Hipódromo de La Plata.

Estas actuaciones, lo pusieron a las puertas del máximo desafío: el Gran Premio Carlos Pellegrini, el cual lamentablemente no pudo correr pese a la invitación, ya que una lesión le hizo subir la temperatura y sus responsables decidieron renunciar.

En 2018, logró 4 terceros puestos como sus mejores actuaciones, pero el año pasado regresó a la victoria, siempre en San Isidro.

El 28 de junio, ganó el premio “Technical 1997” sobre 1.600 metros y con Martín Valle en la conducción, en lo que fue su última victoria, sport de $4,25.

Este año, corrió dos veces, con sendos 6° puestos pero ya con 8 años, Martín decidió venderlo como padrillo a un Haras de Rocamora (Departamento Concepción del Uruguay), propiedad de Gustavo Bochatay, donde seguramente surgirán excelentes descendientes.

Thom no se quedó atrás
Un año más joven que Be Wise, este ejemplar adquirido al Haras El Turf de la familia Menditeguy, superó los éxitos del otro alazán y aún se mantiene en actividad, esperando acumular más victorias ni bien se reanude la actividad hípica en el país.

Tuvo un excelente comienzo en 2017, ganando las 2 carreras iniciales en el Hipódromo de Palermo y una tercera en marzo de 2018, en San Isidro.

Después de ello, lo adquiere Pelayo, sumándolo al stud El Mago, donde comenzó a cuidarlo Alteño y corre dos pruebas a fines de año en San Isidro, con un 3° y otro 7° puesto, con la monta de Matías Medina.

El año pasado, se inició el ciclo exitoso el 8 de marzo, en la arena de San Isidro, donde gana el premio “Storm Cuentero 2012”, sobre 1.400 metros con la conducción de Medina y un sport de $5,00.

El 13 de julio, volvió a ganar sobre 1.600 metros, el premio “Mad Champ 2001” conducido por William Pereyra, pagando nada menos que $12,10.

Veinte días después, se vuelve a lucir en la arena sanisidresense para vencer en el premio “Anaerobio 2010”, sobre 1.400 metros y la monta de Pereyra, pero pagando sólo $2,90.

Después de un 7° puesto en agosto, cerró el año logrando el Pócker de victorias, quedándose con el premio “Thunder Baby 2012”, el 18 de septiembre, conducido por William Pereyra y un sport de $2,45.

Thom, superó así el Trébol de Be Wise y se transformó en el gran representante del turf de Gualeguaychú en los principales escenarios del país.

Eduardo Martín Pelayo se siente orgulloso por los éxitos de sus ejemplares y ya está pensando en alguno de los 80 caballos que cuida Alteño que seguirán ese camino por el cual sonrió varias veces en los últimos tiempos ante las cámaras de los hipódromos bonaerenses.

Claro que ello será posible gracias a la ayuda diaria de peones, vareadores, capataces, quienes son un eslabón fundamental en la tarea que se desarrolla en el stud.

Fuente: Gualeguaychú Deportivo
Recuerdos Turf
Suscribirse a nuestro newsletter
Y manténgase siempre bien informado.

¡Suscripción exitosa!

Gracias por elegirnos para informarte.

Lo sentimos, se ha producido un error inesperado

Por favor intente nuevamente

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]